General Rodríguez: Detuvieron a un joven por amenaza de bomba al colegio Martín Rodríguez

domingo, 30 diciembre , 2018

Un joven de 20 años fue detenido por la Policía, acusado de realizar una llamada al Colegio Martín Rodríguez, advirtiendo de la existencia un artefacto explosivo. El suceso se produjo a mediados del mes de julio pasado, y se comprobó que se trataba de una falsa amenaza. Quedó imputado por el delito de «Intimidación pública».

En un paciente trabajo detectivesco comandado por el Dr. Federico Luppi, titular de la UFI Nº 10 del Departamento Judicial de Moreno y General Rodríguez, y concretado por la Dirección Departamental de Investigaciones de la misma juridiscción, un joven de 18 años fue detenido el pasado jueves 27 de diciembre, acusado del delito de «Intimidación pública».

El suceso investigado se remonta al 13 de julio de este año, cuando en el servicio de emergencias 911 se recibió un llamado telefónico advirtiendo que en el Colegio Martín Rodríguez (ubicado sobre la calle 9 de Julio y Belgrano del casco céntrico sur de General Rodríguez) existía un aparato explosivo. Las diligencias ante esta amenaza quedaron a cargo del personal de la Comisaría 1º de General Rodríguez, quienes luego de realizar el protocolo de evacuación, revisaron las instalaciones confirmado la falsedad de la advertencia.

A partir de ese momento, la fiscalía en turno, a cargo del Dr. Federico Luppi, comenzó la pesquisa que determinó el número de abonado de una empresa de telefonía móvil. Se pudo acreditar la identidad del propietario, pero el aparato utilizado no correspondía al declarado por el usuario. Luego de pacientes indagaciones, se comprobó que el sujeto en cuestión, de 20 años, había utilizado el teléfono de su novia, quien era alumna de la mencionada institución educativa, pero colocado su chip, usando su número declarado.

La pasada semana la Dra. Adriana Julián, titular del Juzgado de Garantías Nº 1, otorgó órdenes de allanamientos. Finalmente en uno de los objetivos detuvo a Sebastián Gerardo A., de 20 años de edad. Para mayor peso probatorio, un rápido cotejo de la voz grabada en la amenaza de bomba era coincidente con la del detenido. El joven quedó a disposición de la justicia, alojado en los calabozos de la Comisaría 1º de General Rodríguez, al menos hasta que preste declaración ante el Dr. Luppi.

Nos interesa tu opinión